“No hay moneda de cambio”, rechaza AMLO presunta negociación con el PRI en temas de la reforma energética

Este viernes 08 de octubre el mandatario federal negó que exista una alguna clase de negociación con el PRI para que aprueben la nueva propuesta de reforma energética, “no hay moneda de cambio”. Aseguró que si se requiere, funcionarios del gabinete irán a foros, al Congreso y hasta a las cámaras empresariales para explicar la iniciativa.

“Si hace falta explicarla en foros , polemizar, debatir sobre los temas, los servidores públicos del gobierno federal van a asistir a las cámaras y a donde se requiera, a la academia, a las cámaras empresariales, con los sindicatos, a informar ampliamente y los legisladores van a decidir lo que ellos consideren más conveniente”, indicó.

Informó que con la reforma energética del sexenio anterior no bajaron los precios de los combustibles ni de la energía eléctrica.

Además, recordó que habían negociado que se producirían 3 millones de barriles diarios, gracias a los privados, y sin embargo sólo producen 20 mil barriles diarios, mientras que Pemex produce un millón 760 mil.

Tras las recientes visitas como la del presidente venezolano Nicolas Maduro y el mandatario Miguel Díaz-Canel, López Obrador  rechazó que existan reclamos por parte del gobierno estadounidense a México. Aseguró que puede invitar a  cualquier gobierno sin temor a que haya represalias por parte del país vecino del norte.

“Nosotros somos libres de invitar a cualquier gobierno sin temor a que haya represalias por parte del país vecino del norte”, declaró.

El presidente detalló que la reunión que tendrá hoy con la delegación estadounidense, tocará temas de la seguridad binacional y el tema migratorio, aseguró que incluso participará en las mesas de trabajo el titular del INM, Francisco Garduño, así como el responsable de ese tema por parte de la administración de Joe Biden.

Finalmente, el presidente López Obrador dijo que está a la espera de la respuesta del primer ministro de Israel, Naftali Bennett, a la carta que le envió para la extradición de Tomás Zerón de Lucio, acusado de tortura en el caso Ayotzinapa, pues aseguró que ese país por su historia “no puede ser refugio de torturadores”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *